SUBIDA AL TIACUTO CON PARADA EN EL COMEDERO DE BUITRES. SANTA EULALIA DE LA PEÑA

 


Hoy hemos subido desde Nueno hasta Santa Eulalia de la Peña (Santolarieta) para seguir luego hacia el comedero de buitres donde hemos visto un espectáculo como pocas veces. Después subida hasta lo alto del Tiacuto y regreso. No hace falta decirlo, estamos en la Sierra de la Hoya de Huesca, puro Prepirineo oscense.

En el video siguiente podemos ver como dan de comer a los buitres, esos mismos buitres que vemos tomar el sol cuando subimos a cualquier parte de la sierra. Según parece, algunos vienen incluso de los nidos que hay en los Mallos de Riglos. Ya saben el dia y la hora. Conocen el todoterreno verde donde traen los restos de comida y desde lo alto lo suelen acompañar hasta el comedero.

"los buitres de banquete"

 

Cada día me gustan más estas pequeñas excursiones que combinan deporte, paisaje y naturaleza. Y si le añades gastronomía ya para nota. Esta excursión que hicimos la termina mucha gente comiendo en el restaurante vegetariano de Nueno. No obstante admite variantes de excursión más corta pero no menos interesante (las comento al final de esta entrada).

Además del paisaje que se aprecia desde lo alto del Tiacuto, lo mejor de la excursión es ver como dan de comer a los buitres a una distancia que en ocasiones era de poco mas de tres metros desde donde estabamos sentados. 


 DATOS DE LA EXCURSION

  • Distancia recorrida: 9 kmts (ida y vuelta)
  • Desnivel positivo acumulado: 630 metros
  • Tiempo: 4 horas (sin prisas)
  • Dificultad: normalilla tirando a sencilla
 

INICIO DE LA EXCURSIÓN

Empezaremos en las proximidades de Nueno. Cuando vamos por la autovía con dirección a Nueno desde Huesca, hay que desviarse hacia Nueno/Sabayés, y al llegar a la rotonda seguiremos unos pocos metros hacia la derecha con sentido a Sabayés. Ahí veremos una zona donde podemos dejar el coche. Al otro lado del parquing cogeremos andando ya la antigua carretera a Arguis, y a cien metros la carretera termina porque hay una valla metálica que impide continuar, pero a la derecha junto a un árbol vereis los mojones indicando el comienzo de la senda hacia Santolarieta (la señal que pusieron ha desaparecido).

 

SANTA EULALIA DE LA PEÑA (SANTOLARIETA)

La senda sube hacia Santa Eulalia de la Peña a donde llegaremos en menos de una hora y sin mucho esfuerzo. Lo suyo es hacer una parada para beber un poco, para comer un troco de chocolate con almendras, sentados en la mesa con bancos que hay en la entrada de la iglesia. Así veremos este pequeño pueblo que tiene un encanto especial, sobre todo los días de niebla, que parece que se tratara de un pueblo de costa con el mar de nubes a sus pies. Esta excursión es ideal para un domingo de niebla, pero procurando que sea el domingo durante el cual dan de comer a los buitres porque esto es la joya de la corona (más abajo amplío información).

Cuando vayais subiendo por la senda fijaros la cantidad de campos aterrazados que hay, aunque ahora baldíos, pero en su momento debieron estar cultivados de cereal. Lo duro que debía ser el trabajo de agricultor en esta sierra cuando todo se hacía con fuerza humana y animal (que a veces por desgracia no se distinguía la una de la otra)

Los de la zona conocen también al pueblo con el apelativo de "Santolarieta", pero no nos dejemos llevar por desconsideraciones lingüisticas. Precisamente este pueblo se llamó oficialmente "Santa Olaria de la Peña" hasta 1873 fecha en la que se cambió por "Santa Eulalia de la Peña". Es decir el apócope "Santolarieta" proviene de la noche de los tiempos. Eulalia es en castellano y Olaria en fabla aragonesa, y puedo aseguraros que en la zona de Nueno aún con lo próximo que está a la ciudad de Huesca la fabla tuvo mucho predicamento hasta hace pocas décadas........... tuve un gran amigo de allí y aquello de "o domingo eniré ta o lugar", "onermano mio enasido padre yenantenido un mozé", "como tenrias da fabla mia tendoy media fostia que te revio o pescuezo"... buen genio tenía el gran Miguel Castro (R.I.P) gran amigo y uno de los grandes escaladores de Riglos y Vadiello.

COMEDERO DE LOS BUITRES

Para subir hacia el comedero de los buites desde el pueblo hay que desandar lo andado y llegar hasta ese cruce de caminos que hemos dejado al venir y donde hay indicaciones. Lógicamente hay que seguir la indicación que marca hacia el Tiacuto y al comedero de los buites, que lo es por la pista que sube hacia arriba. Pero ojo que el viento se ha debido llevar alguna señal, no hay que seguir toda la pista hasta el final pues llegaremos a unos campos, sino que a unos cien metros de la señal comentada veremos a la derecha otra pista peor marcada, coger esa. No obstante si habeis ido a ver la iglesia del pueblo en lugar de desandar como he dicho podeis seguir la indicación que hay junto a la iglesia y que marca "Ordás" que al final se une con esta pista. En cosa de media hora y sin mucho esfuerzo llegaremos al collado. Conviene ir despiertos para apreciar la naturaleza. Cuando la pista se aproxima ya a los murallones de piedra veremos que hay piedra de color ocre, si no me equivoco -y creo que no- se trata de pequeñas vetas de hierro. También podremos apreciar el antiguo camino que subía hacia el collado y que aun conserva el vallado de piedra lateral.

¿Cuando hay que hacer esta excursión? Lo mejor desde luego es un día de esos de niebla en el valle. Pero tiene que ser un domingo para poder ver cómo dan de comer a los buitres. Los encargados de llevarles comida son los voluntarios del no siempre reconocido Grupo Ornitológico Oscense. En su página web podeis ver las fechas, pero ya os las adelanto yo, el próximo día es el 10 de abril de 2022 (Domingo de Ramos) y la hora es entre las 10,30 y las 11,00 horas. Repiten la operación cada dos semanas también en domingo y a la misma hora, por lo que el siguiente será el 24 de abril de 2022. Es  gratuito y no necesita inscripción previa. Los críos se quedan con la boca abierta. Llevar buenas cámaras de fotos aunque con el móvil también os apañareis. No siempre bajan los quebrantahuesos, pero si aparecen ya es para gastar el carrete completo de fotos. Os aseguro que si subis a verlo no os vais a arrepentir. En la página del GOO hay telefonos de contacto por si quereis mas información. Se puede subir también con vehículo todoterreno por la pista que viene desde el Salto Roldán (coger la pista en dirección a Belsué y justo al llegar al mirador de Salto Roldán vereis una pista hacia la izquiera, esa lleva directo al Comedero; la pista no está mal, pero mejor no subir con turismos por si estuviera algo estropeada).

 (Que quede entre nosotros, pero Joaquin Lopez el incombustible miembro fundador del GOO a los buitres los categoriza con el apodo de "concejales"... y lo mejor es que los buitres si que lo saben pero los concejales no)

El buitre mayor con gafas de sol
La buitra que me mira me hacía todo el rato "ojitos" no sé igual llegamos a algo serio


TIACUTO

El espectáculo de  "a lifara d´os concejales" dura en torno a una hora, aunque si te cansas puedes marchar cuando quieras, la puerta está siempre abierta, pero no conviene hacer movimientos bruscos que se asustan.

La senda que sube al Tiacuto arranca justo al lado del mirador  (esa caseta de madera que hay antes del comedero). La subida al Tiacuto nos costará unos veinte minutos andando despacio, y merece la pensa subir por el paisaje. Hacia el norte veremos el Pico del Aguila y detrás los Pirineos (casi siempre con nieve en las cumbres). Por el lado este veremos a nuestros pies el cañón del Flúmen desde los Murallones de Cienfuens hasta el Salto Roldán, y al fondo el vigilante pico Guara. Por el sur veremos toda la Hoya de Huesca con el Moncayo al fondo (el Fujiyama de los zaragozanos). Y por el Oeste veremos a nuestro amigo el pico de Gratal.

Como se encapotó el cielo las fotos no hacen justicia al paisaje


 
 
 
REGRESO
 
Volveremos sobre nuestros pasos, pero hay algunas variantes para convertir esta ruta en circular y añadirle aún más interés. La comida en el restaurante vegetariano "La Olivera" de Nueno nos esperaba y eso no se puede perdonar.


¡ala venga que tenemos hambre y el buitre que hay el el poste eléctrico también!

 

VARIANTE I: SANTAOLARIETA AL COMEDERO  POR EL ABRIGO DE LA PINTURA RUPESTRES Y EL POZO DE NIEVE

 Hasta el pueblo de Santolarieta podemos llegar en coche por la carretera. Desde allí podemos subir andando al comedero de los buitres. Pero como esta excursión es muy corta conviene aprovechar para ir por el abrigo rocoso donde está la pintura rupestre mas al interior de la peninsula iberica. No es gran cosa pero merece la pena. Para ir allí en la plaza del pueblo junto a la Iglesia hay señalización. Subiremos por una senda en dirección hacia el este hasta llegar a lo que se conoce como la Pinosa ya que es una zona llena de pinos. El abrigo de las pinturas esta protegido con una reja metalica, y cuesta ver lo pintado. Pero daros cuenta del hecho. Tu pintas el salón de tu casa con titanlux o titanflex y en un par de años ya está descolorido. Los hombres primitivos que cazaban por esta zona y que a hicieron ese dolmén que hay entre el Salto Roldán y Belsué, pintaron estas figuras de caza con pigmentos naturales (polvo de hierro) y a pesar de que las mismas han estado a la intemperie 15.000 años aún se conservan.. a ver si las fabricas de pinturas actuales aprenden.


 
 Ruta circular Santa Eulalia de la Peña / Santolarieta
Luego podeis seguir hacia arriba por la senda y os llevará hasta uno de los pozos de hielo que aun se conservan.  Más información de esta ruta
Pozo de hielo de Santolarieta (sacada de la página web de la Comarca de la Hoya)



VARIANTE (II) REGRESO POR LA ERMITA DE ORDÁS 

La pista que llega al comedero de los buites continúa hacia la Ermita de Ordás. En poco mas de media hora andando llegaremos y también merece la pena ir. Se trata de una ermita románica rehabilitada que como comprobareis su interior merece mucho la pena. Además adosado hay un refugio donde podeis comer como unos marahás.. la comida la lleva cada cual. Más información de esta variante.

ermita y refugio de Ordás

 

Podeis desandar lo andado y regresar a Santolarieta o bien bajar por la senda hasta la carretera antigua de Nueno a Arguis y de allí en poco rato andando a Nueno. Esta bajada nos permitirá ir a ver el conocido como "Castillo de Ordás" que es muy particular pues se trata de una construcción defensiva pero solo consistía en un muro de piedra que impide la entrada, pues el resto del castillo es el saliente rocoso

Castillo de Ordás

¡A Dios pongo por testigo que he intentado ser breve con el verbo! Espero que os sirva (y si hay alguna falta de Hortografia o Hacentos circunflejos no korrejidos se xiente, pero me e cansao de rebisar el testo... terona!




GABARDIELLA. LA SIERRA ESCONDIDA. RUTA CIRCULAR POR LOS MURALLONES DE CIENFUENS

Esta es otra de las excursiones próximas a la ciudad de Huesca, fácil y bonita, que a diferencia de las más clásicas esta es poco frecuentada por los oscenses porque la Sierra de Gabardiella está algo escondida, la tapa por delante el pico Collicierzo. Para los que no la conozcan si miramos la sierra desde la Hoya de Huesca, esta montaña es la que está entre el Salto Roldán y ese picacho que hay a su derecha que parece el espolón de un tiburón (el pico Picón). Bueno realmente la sierra que está entre ambos es como he dicho el pico Collicierzo. Pues Gabardiella está detrás (por cierto poca gente montañera de Huesca conozco que hayan subido al pico Collicierzo a pesar del espectacular paisaje que se ve desde allí, y que antes de llegar a su cumbre permite ver la cueva de Monrós donde después de la Guerra parece que se escondían los maquis. Habrá que ir a esta excursión).

Volvemos al tema que nos ocupa y decir que Gabardiella es de esos picos de la sierra que se dejan querer pues se puede subir por todos sus lados, pero desde luego ya sea a la ida o ya sea a la vuelta, hay que pasar por el cañón del rio Flumen donde están los Murallones de Cienfuens que como esta foto demuestra tienen mucho interés paisajistico.

 

 

PUSILIBRO. UN DIA EN LOARRE

Si hay algún pico de la sierra que resulte fácil subir y desde el que el paisaje es de lo mejor, ese pico es el Pusilibro. Para los que no conozcan donde está el Pusilibro es el pico que está sobre el Castillo de Loarre. Es la mejor elección para dominguear estirando las piernas. El paisaje por el sur es incomparable con la ventaja de ir viendo continuamente el Castillo de Loarre con el Moncayo nevado al fondo, y cuando llegas a lo alto de este picacho tenemos una de las mejores vistas del Pirineo. Si estas aburrido o aburrida en casa y no sabes donde ir a pasar una mañana de domingo esta es la elección. Seguro que no me equivoco.


La ventaja de esta subida es que luego nos permite tener tiempo para visitar el interior del incomparable Castillo de Loarre además de poder quedarnos a comer en cualquiera de los restaurantes de la zona.

"RUTA DE LAS ERMITAS DE LA TRINIDAD Y SAN CRISTOBAL (BOLEA)". RUTA CIRCULAR POR LAS GORGAS DEL RIO SOTÓN

Muy cerca de la ciudad de Huesca tenemos esta gran ruta de las Gorgas del Rio Sotón, algo desconocida, con su incomparable ermita rupestre de San Cristobal. No os la podeis perder. Si no has estado te encantará. Si has estado pero no has continuado la senda hacia arriba desde la propia ermita, descubriras otra visión del barranco de las Gorgas del Rio Sotón, aunque mejor es hacer esa senda banjando, como hicimos nosotros. Luego a comer a Casa Rufino en Bolea (a nosotros se nos hizo tarde pero queda ahí pendiente)

Gorgas del Rio Soton y Ermita de San Cristobal
 

SUBIDA A GUARA (2.078 mts). EL GUARDIAN DEL SOMONTANO

Hoy tocaba subida al pico más alto de la sierra. GUARA, de 2.078 metros de altura

El otro dia subimos al Aguila que es un pico que está en la genética de los de la ciudad de Huesca. Pero el otro icono -aunque ya algo mas exigente- es el Pico de Guara. Es costumbre entre los clubs de montaña de Huesca, Barbastro, Monzón, Binefar, e incluso Zaragoza, que en los cursillos de iniciación a la montaña, antes de llevar a los cursillistas a hacer algún pico del Pirineo, se les sube a Guara. Quien sube a Guara puede subir a casi cualquier tres mil del Pirineo. Este es un pico físicamente exigente, pero sin compicaciones técnicas. Además como se puede subir por varias zonas, la eleccion de la ruta se hace depender de la climatologia lo que garantiza una buena excursión. No obstante la dificultad y duración depende de la ruta  elegida, pues como veremos algunas de las rutas cuestan casi cuatro horas y otras tan solo dos.

A nosotros nos gusta hacer montaña con Calma (la perrita Calma)

SUBIDA AL PICO "EL AGUILA" (ARGUIS) POR LA ERMITA DE ORDÁS. REGRESO DANDO LA VUELTA AL TIACUTO. UNO DE LOS PICOS "TURRONEROS"

¿Turronero? ¡no entiendo!

Pues es fácil. La gente de la ciudad de Huesca y alrededores durante las vacaciones de Navidad necesitan, necesitamos, ir a quemar calorías a algún sitio cercano y bonito, que además nos permita volver a comer a casa. De ahí que se conozca a estas excursiones como "turroneras". Es clásica la excursión a las Gorgas de San Julian el día de Navidad, organizada por el club de montaña Peña Guara con misa en el belén. Pero también se convierten en clásico de estos dias la subida a las Calmas, al Gratal (con visita a su arco), la vuelta circular al Bonés por la Raya de las Tiñas con visita a la ermita de la Magdalena, la subida al Peiró (aunque este menos porque ya habremos estado en otoño para ver su hayedo), y en unas buenas Navidades aunque tengamos al covid rondado por el barrio no puede faltar una subida al pico El Aguila por cualquiera de sus rutas de ascenso.




Os he leído el pensamiento...¡sí es cierto, el Aguila ya está muy visto! A los de la ciudad de Huesca, de críos, nos pasan por la Virgen del Pilar en Zaragoza, por San Lorenzo el 10 de agosto y por el Pico del Aguila para las Navidades escuchando al panolis del padre contar que de joven subía con albarcas (¡sabrá él lo que es eso!). Pero el Aguila sigue teniendo su encanto, especialmente cuando hay algo de nieve en la cumbre o cuando toda la Hoya de Huesca está con niebla. Desde allí podemos ver al norte todos los Pirineos nevados. Al sureste el Salto del Roldán con el pantano de Montearagón a sus pies. Al este otro icono de la ciudad de Huesca, la cara norte de Peña Guara. Al Oeste el Gratal y el pantano de Arguis. Al suroeste el Fujiyama de Zaragoza, es decir el Moncayo. Si a eso le unimos que subir al Aguila no es duro ni dificil y que en poco mas de dos horas llegamos arriba, el asunto queda zanjado. Conclusión: el Aguila se merece muchas subidas, especialmente en las Navidades, y también los días de niebla para ver el mar de nubes.

 

Seguidores